Re-Conocimiento

Venimos moviendo en las sesiones la energía del Re-Conocimiento.
Cosa rara porque tener que Re-Conocer quiere decir que no Conocer… o que no conocemos.
Y la verdad es que no tenemos la menor idea de quienes somos y qué estamos haciendo acá. No nos conocemos.
Entrar en las sesiones es una forma de empezar a poner en foco en nosotros, en el Ser Colectivo Ancestral del que formamos parte y es, de alguna manera, iniciar la búsqueda de ese SOMOS colectivo que se expresa colectivamente en esta densidad.
Lo que sucede al principio, y si se dejan adentrar en esta historia personal, es un cambio profundo de punto de vista. Y mover la conciencia del individuo aislado al colectivo integrado, lo cambia todo.
Lo siguiente que sucede es que hay que empezar a reconocerse desde otro lugar. Ya no soy yo solita y mis circunstancias, sino que a partir de esa integración con el circuito ancestral la personalidad comienza a tomar un enfoque mas coherente con la energía del clan (terrestre y celeste).
Eso genera el reconocimiento de otras vetas de la propia existencia.
Y ahí si, hay un RE-CONOCIMIENTO porque es un verse desde otro lugar.

Pero para poder re-conocerse primero hay que conocerse.
Somos mucho mas que un cuerpo cumpliendo rutinas en piloto automático para sobrevivir cotidianamente.
Somos mas que ese yo que lucha para salir de una esclavitud que lo empantana. Muchas veces esa esclavitud que el yo cree tener es la trampa del ego que nos hace creer que ahí donde estamos siendo coherentes con nuestra energía, estamos siendo esclavos de lo que no queremos ser o hacer.
Si, esa es la Gran Estafa del Ego cuando estas siendo pura energía esencial. Miedo, duda y culpa.
Culpa por no ser eso que siempre “soñamos” (el sueño del ego) que seríamos.
Duda por como dejar esa “esclavitud” para ser eso que siempre supimos que seríamos.
Miedo a que siempre siga siendo de esa manera.

La paradoja…
Buscamos llegar a un lugar (que es en el que ya estamos) ilusorio fabricado por el ego. Y para eso tenemos que salir del lugar en el que estamos (el que es energía esencial manifestada en esta densidad).
El engaña pichanga para movernos de la misión.

A veces, muchas veces, solo se trata de entender que YA SOMOS eso que estábamos buscando.
Solo que todavía no lo hemos aprendido a valorar.

¿La tarea entonces cual es?
Re-Conocimiento.

¿Cómo?
Busquemos algunas herramientas.
1. hace una lista de tus dones y habilidades
2. hace otra lista de todo lo que valorás en vos
3. pedile a los mas allegados que te digan lo que valoran de vos
4. hace una lista de las cosas que valoras de tu mama y de tu papa
5. hace otra lista de las cosas que admiras en alquien que sientas que te inspira (aunque no lo conozcas)
6. Armá una lista de todo lo que sientas o creas que han sido tus LOGROS.

Esto te hacer poner el foco en los dones y habilidades. Y cuando pones el foco ahí el Universo aprovecha para darte oportunidades donde puedas poner ese foco a trabajar.

Así funciona siempre el Universo.
Te da aquello en lo cual está puesto tu foco.
No puede darte lo que vos no podes darte a vos mismo.
Si tu foco está en tu falta de Re-Conocimiento, eso te da… Oportunidades para que puedas conocerte a vos mismo.

A este mundo le falta amor porque no hemos descubierto como amarnos a nosotros mismos antes de amar a los demas. No podemos dar lo que no tenemos. Así que ahí vamos… Ama a tu prójimo como a tí mismo.
Todo lo demás es comentario.

Gracias por animarse a SER lo que ya SOMOS.

CompartirShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestTweet about this on TwitterEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>