Dogmas y plantillas

Hay una realidad en este planeta Tierra. Es una realidad holográfica construida de plantillas sobre plantillas.
Como una cebolla.
Son esas plantillas diseñadas por “Expertos” que no son de esta realidad, lo que hace que esta realidad se mueva como se mueve.
No podemos evitar las plantillas mas que cuando salimos de la realidad (en sueños, en viajes astrales, en imaginación, en visión en remota y en tantas otras formas de salir).
Ahora… una cosa son las plantillas y otra cosa son los dogmas.
Los dogmas no son verdaderos (bue, nada es VERDADERO) ni necesarios. Solo son una carcel que fortalece la presencia de las plantillas como consolidadas y estructuradamente fijas.

¿Quién construye los dogmas?
Como las plantillas son construidas y sostenidas por los creadores de esta realidad (que no son ni siquiera de esta dimensión), los dogmas son creados por los humanos.
La Biblia dice que luego del día sexto Dios se tiró a descansar. Claramente nos dio a nosotros el don de crear y también de descansar en el día 7mo… a su imagen y semejanza. Pero esa es otra historia.
Podemos crear creaciones de este nivel creativo.
Y en lugar de elegir crear desde afuera de la plantilla (cosa que también podemos hacer) elegimos descansar o crear desde adentro de las plantillas.
Desde adentro solo se pueden crear dogmas cuya unica finalidad es hacer prevalecer la plantilla ( y el poder de esta realidad) sobre cualquier otra.

Los dogmas los construyen los humanos para seguir conservando el poder que creen tener.

Una simple cuestión de EGO.

Hace un ratito pensaba en esto y me hizo acordar al dolor y sufrimiento.

El dolor es un proceso natural en la experiencia humana. Se entiende y extiende el campo desde el dolor. Para eso está creado, y también como ausencia de luz… dado que la creación en esta realidad se realiza por revelación. La luz se esconde en la sombra para que podamos descubrirla.

El sufrimiento es diferente. Es una elección. Sufrir se consigue cuando uno se mantiene en el dolor mas allá de lo que dura el proceso del dolor. Y solo lo hace porque obtiene algún beneficio encubierto de ese dolor. Ego activo o ego pasivo… da igual.

Usemos el discernimiento.
Eso nos convierte en HUMANOS…
Bienvenidos a una nueva visión de la realidad. Una creada desde afuera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat